Huecos vacíos y agujeros tapados

13 septiembre 2011

En aquel tiempo, antes de la gran guerra, cuando sucedían las cosas que aquí se cuentan, todavía tenía importancia que un hombre viviera o muriera. Cuando alguien desaparecía de la faz de la tierra, no era sustituido inmediatamente por otro, para que se olvidara al muerto, sino que quedaba un vacío donde él antes había estado, y los que habían sido testigos de su muerte callaban en cuanto percibían el hueco que había dejado. Si el fuego había devorado una casa en alguna calle, el lugar del incendio permanecía vacío por mucho tiempo, porque los albañiles trabajaban con lentitud y circunspección, y los vecinos recordaban el aspecto y las paredes de la casa desaparecida al ver el solar vacío. ¡Así eran entonces las cosas! Todo cuanto crecía necesitaba mucho tiempo para crecer, y también era necesario mucho tiempo para olvidar todo lo que desaparecía. Pero todo lo que había existido dejaba sus huellas, y en aquel tiempo se vivía de los recuerdos de la misma forma que hoy se vive de la capacidad para olvidar rápida y profundamente.

Joseph Roth
en La Marcha Radetzky (1932)

16 comentarios:

supersalvajuan dijo...

Pero los recuerdos también cansan, y, a veces, matan.

Leandro dijo...

A su manera, el olvido también mata

Anónimo dijo...

Los recuerdos no matan, son parte de la vida del individuo o individua. El olvido es las muerte definitiva. Olvidar es un pecado, es cobardia.

Leandro dijo...

A su manera, el olvido también es un mecanismo de defensa

victoria dijo...

esto.... y la música???

Leandro dijo...

No toca. Hoy es sólo letra

José Ignacio Martínez Pallarés dijo...

Hay algo satánico en ese "corred, corred, malditos", no os detengáis a pensar, no os detengáis a recordar, no penséis en nada..., el muerto al hoyo, y tú que estás vivo olvida y sigue corriendo hasta que llegue tu turno..., y el ruido, de música de palabras...,el miedo al silencio, interior y exterior, no vaya a ser que terminemos pensando.
Sí, el olvido es un mecanismo de defensa, contra la percepción de nuestra propia finitud en este mundo.

Leandro dijo...

Partidarios del olvido vs. partidarios del recuerdo. Supongo que, a la hora de tomar partido, algo tendrá que ver cómo te haya ido en la fiesta

José Ignacio Martínez Pallarés dijo...

Podemos dirimirlo al tenis o tomando un quinto de cerveza, o dos, pero desde ya propongo una "transaccional", mirar con esperanza el futuro, viviendo el presente, que es lo que tenemos, sin olvidar el pasado que nos trajo hasta aquí..., ¡toma ya!, podría presentarme a "mismundo", con estos mensajes.

Leandro dijo...

Y ganabas seguro, Nacho

José Ignacio Martínez Pallarés dijo...

jajajaja... no se cómo tomármelo Leandro, no se cómo tomármelo...

Leandro dijo...

Como un encendido elogio, por supuesto

Amor dijo...

Rabitos de pasas.

Leandro dijo...

O pasitos de rabo

Anónimo dijo...

Alaaaaaa!!!!!

Yo me apunto a lo de Miss Mundo.

Leandro dijo...

A lo de Miss Mundo es fácil apuntarse, pero luego te hacen preguntas muy difíciles y no todo el mundo escapa bien

Diario

Diario de un escritor aficionado y perezoso

Banda Sonora

La pequeña historia musical de este Blog

Archivo

Seguidos

Seguidores

¿Alguna pregunta?

 
Vivir del cuento © 2008 Foto y textos, Leandro Llamas Pérez - Plantilla por Templates para Você